• Las eternas preguntas del expatriado

    by  • abril 30, 2018 • CONSTRUCCION, ENCONTRAR TRABAJO, FORMACION, PRIMERAS EXPERIENCIAS, SALIDAS PROFESIONALES • 1 Comment

    Hola a todos, mi nombre es Carmen, Licenciada en Arquitectura desde el 2015.

    Fue en febrero de 2016 cuando tome la decisión de emigrar de España a Irlanda. No vine sola, lo hice acompañada de mi pareja y otro amigo, lo cual facilita las cosas. Un aperitivo que se te va de las manos y acabas comprando billetes a Dublín en busca de unas condiciones de trabajo mejores bajo la proposición de “Ahora o nunca”.

    Encontrar trabajo no nos resultó nada difícil. Vinimos para probar la aventura y adquirir experiencia laboral en nuestro campo y mejorar el inglés, 1 año y Vuelta, ¿pero es tan fácil volver?

    En mi opinión es más sencillo encontrar el coraje para volar a un país extranjero para “probar” la experiencia, con ilusión y sin saber lo que te depara el mañana. Cansado de condiciones laborales injustas, bajo la indignación de haber pasado años estudiando y preparándote para un futuro que poco se asemeja al que te imaginabas.

    El principio puede ser duro, sobre todo si te precipitas en la experiencia solo, pero vienes preparado a todo. Decepciones y logros. Con la mejor versión de ti mismo.

    De pronto, en este país te abren las puertas, ofreciéndote la experiencia que buscas y agradeciéndote tu esfuerzo desde el primer día.

    Comienzan los viajes, las nuevas amistades, experiencias y buenos momentos y te encuentras genial en esta ciudad.

    Pero.. pasados unos meses comienzas a echar de menos a tu familia, tu gente, tu sol.. es una estampa cierta o idealizada?

    Superas la primera vuelta a casa, tiempo de ocio y vacaciones con tus seres queridos, como si nunca te hubieras marchado, y vuelves a afrontar la idea de volver al frío y al mundo laboral. Una semana de nostalgia y vuelta a tu rutina, a tu nuevo mundo en otro país.

    Pasa el ano y dices.. ¿nos quedamos un poco más y volvemos con más ahorros? Y es entonces cuando te vas dando cuenta de que cada vez estas mejor, que empieza a crecer en ti un cariño especial por esta nueva ciudad, que estas adaptado.

    Sin embargo, otra vuelta a casa y es más duro coger el avión de vuelta. Tu corazón y más aún, tu sentido común, está dividido. Te ves atrapado entre dos vidas y descubres que la vida se trata de elecciones.

    Cada vez estarás más valorado en el trabajo y asentado en este país que te ha abierto los brazos pero.. ¿es eso lo que realmente buscabas? ¿Te visualizas en 5 años adelante en esa situación?

    ¿Es el miedo a rebajarte laboralmente lo que no te deja volver a España?, ¿o es el miedo a que esa vuelta no sea lo que esperabas y no encuentres todo como lo dejaste? Que el idealizado regreso se convierta en un estado de incertidumbre y que el ocio de las vacaciones no sea la realidad del día a día. Que ya no eres la persona que se fue..

    Pero en eso consiste la vida, en ELECCIONES. Ya no está escrito el curso al que debes pasar, ni la carrera que “debes estudiar” .. ahora eres tú el que elije su camino, el que decide si estar cómodo y estable, o callar esa voz de tu interior que dice.. ¿Y si..?

    No hay decisiones equivocadas, solo diferentes caminos que tomamos en la vida que pueden salir mejor o peor y que te hacen convertirte en la persona que eres.

    Abril 2018, por ahora sigo en Dublín.. con ilusión y sin idea de que será de mí el año que viene. Amino y sed valientes!

    Carmen Perez-Miravete Etcheverry

    About

    Carmen Perez-Miravete Etcheverry es Arquitecta por la Universitat Politècnica de València (UPV). Actualmente trabaja en The O'Toole Partnership Architects en Dublin.

    One Response to Las eternas preguntas del expatriado

    1. Pablo Santana
      mayo 2, 2018 at 6:35 am

      Muy identificado con tu historia Carmen. Entre viajes por Europa y el mundo me debato si debería volver a viajar desde casa o desde la casa en la que vivo. Llegará el momento, porque todo tiene su momento, y muchas oportunidades, cuestión de coger la que más nos atrape. Un saludo Carmen! Stand & figth!!

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *