caminahora

Del Mar Mediterráneo al Lago Michigan

Parece que fue ayer cuando subí a un avión en Barcelona y aterricé en Chicago con una maleta y con un mundo de posibilidades ante mí. Hace ya casi 3 años que llegué a esta preciosa ciudad, en su día totalmente desconocida para mí, ¡y es que el tiempo pasa volando!

Vine a realizar el programa de movilidad de doble titulación que la Escuela de Ingenieros de Caminos, Canales y Puertos de Barcelona (ETSECCPB) de la UPC (Universitat Politècnica de Catalunya) ofrece junto con el Illinois Institute of Technology (IIT) y que, gracias al apoyo de mi familia, fue posible considerar.

Tras graduarme por el IIT y por la UPC, vivir en 4 apartamentos distintos y encontrar mi primer trabajo como ingeniera de caminos en Chicago, aquí sigo, disfrutando de la ciudad que me cautivó desde el primer momento y creciendo cada día tanto personal como profesionalmente.

El primer año, desafiando algunas recomendaciones de otros que ya habían realizado el mismo programa que yo, decidí vivir en el campus del IIT. Es cierto que no es una zona muy segura, por decirlo de alguna manera, y que el ‘ambiente’ está más al norte de la ciudad, en la zona de Wrigleyville, Lakeview y alrededores, que es donde vivían la gran mayoría de españoles que hicieron el mismo programa de doble titulación que yo. Sin embargo, no me arrepiento en absoluto de haber vivido en el campus del IIT. El hecho de vivir en la misma universidad me permitió formar parte de asociaciones como EWB (Engineers Without Borders), aprovechar más las instalaciones del campus, participar en los eventos que se organizaban y conocer un poco mejor la vida americana universitaria que, en el caso del IIT, queda lejos de lo que nos muestran las películas.

Después de un año de estudios en Chicago, me gradué del Máster de Ingeniería de Caminos, Canales y Puertos de la UPC y del Master of Public Works (Infrastructure Management) del IIT y empecé a trabajar en una empresa de construcción en Chicago, en la que sigo trabajando actualmente. Firmé mi primer contrato de trabajo como ingeniera en el Starbucks de la 35th St con State St; ese momento quedará grabado por siempre en mi memoria. Estuve 1 año y medio trabajando en un proyecto de ampliación y remodelación de un tramo de la autopista de peaje I-90, del Tollway. Fue un proyecto muy interesante, que tras locos horarios y largas jornadas laborales con la ‘pick up’ que me dio la empresa, me permitió aprender mucho y adquirir conocimientos ingenieriles prácticos del día a día en obra. El proyecto incluía tres puentes, varios enlaces a otras carreteras y muros de contención, entre otras cosas. Actualmente estoy trabajando en diversos proyectos en el aeropuerto de Midway; explorando otros campos de la ingeniería y ampliando mis horizontes.

Un tema importante y que, al menos en mi caso, siempre está más o menos presente en algún lugar de mi subconsciente, es el de los visados. Yo llegué con el visado de estudiante F-1, que, una vez finalizados los estudios, es posible extender con la OPT (Optional Practical Training) y así puedes trabajar durante un año sin necesidad de obtener otro visado. La OPT es ampliable a 2 años más en caso de que los estudios que hayas realizado en Estados Unidos sean STEM (Science, Technology, Engineering and Mathematics), por lo tanto pude prolongar mi permiso de trabajo a 2 años más. Resumiendo: con el visado F-1 pude hacer 1 año de estudios, y hasta 3 de trabajo; pero como que el año que viene ya finalizan esos 3 años de trabajo, y estas cosas hay que prepararlas con tiempo, este año la empresa en la que trabajo me ha esponsorizado y he pedido el visado H-1B. Este es un visado que requiere un ´sponsorship´ a través de una empresa y te permite trabajar 3 años en Estados Unidos (y 3 más de extensión). El problema es que el gobierno recibe más aplicaciones para este visado de las que ofrece, así que se elije por sorteo. Y así estoy, a la espera de saber si me ha tocado el visado. En caso de que mi solicitud no haya sido elegida, puedo volver a probarlo el año que viene, y si no tengo suerte, deberé buscar alternativas, probablemente en Europa, pero eso ya llegará. Realmente el tema de los visados es complicado y pesado, pero muy importante para poder trabajar legalmente en Estados Unidos, y más ahora con los cambios de gobierno que últimamente han sucedido.

Tuve la suerte de poder emprender esta aventura en el extranjero con mi pareja, y lo que empezó siendo un proyecto más bien individual de cada uno, se ha transformado en un proyecto de futuro común. El hecho de poder estar aquí los dos juntos ha sido y sigue siendo un gran apoyo para ambos.

Desde que llegué, mis amistades han sido fundamentalmente con españoles, cosa que al principio me parecía en cierta manera incorrecto, ya que consideraba que era momento de conocer a gente de otros lugares del mundo. Es cierto que tanto en el IIT como en el trabajo he podido relacionarme con americanos y con gente proveniente de otros puntos del planeta, y con algunos mantengo el contacto y la amistad. No obstante, con el tiempo te das cuenta de que es mucho más fácil encajar con gente que viene del mismo lugar que tú, con tus mismos horarios y costumbres y, al final, sean de donde sean, es importante tener amistades que puedas considerar familia cuando estás tan lejos de casa y de los tuyos.

Precisamente una de las cosas que peor he llevado ha sido la distancia que me separa de mi familia y mis amigos de Barcelona. Es difícil ver que te vas a perder la boda de algunos de tus primos, cenas y viajes con los amigos o el primer cumpleaños de tu sobrina… porque, por supuesto, la vida de los tuyos sigue adelante aunque tu no estés, igual que tú te vas haciendo un lugar en la ciudad en la que has aterrizado y que vas haciendo cada vez más tuya. Aun así, cada vez que viajo a Barcelona me despido con lágrimas en los ojos, pues es difícil separarse de los que más quieres, y sé que para ellos es igual de complicado. Luego está el tema de la comida, que evidentemente también echas de menos, como el jamón serrano, el ‘fuet’, las croquetas, el arroz negro, una buena paella o un café bien hecho en cualquier bar de tu barrio. Y es que cuando vas a tu ciudad de visita fugaz (porque las vacaciones de Estados Unidos no suelen permitirte más que visitas relativamente fugaces, y éstas suelen ser escasas, 1 o 2 veces al año como mucho), tienes la agenda apretadísima y vas buscando huecos para ver a todos y ponerte al día mientras disfrutas de la comida de casa.

Aunque echo mucho de menos a mi Barcelona y todo lo que ella conlleva, estoy muy contenta de la vida que tengo en Chicago. La ciudad del viento es una ciudad maravillosa, con barrios muy diversos, con playa en verano y nieve en invierno, museos, espectáculos, blues, jazz, restaurantes, festivales de música, rascacielos y espacios verdes. Me enamoré de la ciudad desde el primer momento, y aún sigo descubriendo rincones preciosos que admirar y donde perderse. He vivido en 4 barrios distintos de la ciudad, y cada uno me ha aportado algo único a su manera, pero ahora espero quedarme donde estoy una buena temporada, que las mudanzas siempre son pesadas, y a lo largo del tiempo he ido acumulando muchas cosas, quizás demasiadas…

Ha sido y está siendo una experiencia muy enriquecedora en la que he crecido y sigo creciendo  tanto personal como profesionalmente. El hecho de vivir en el extranjero me ha obligado a espabilar y a madurar, así como a abrir mi mente a otras culturas, otras maneras de ver y hacer las cosas (tanto académicamente como en el mundo laboral) y al mismo tiempo me ha ayudado a mejorar el inglés. Es, sin duda, una experiencia muy positiva que, aunque sea temporal, te marca para siempre y cambia tu vida por completo.

No sé qué me deparará el futuro, pero estoy segura de que allí donde esté, intentaré aprovechar al máximo las oportunidades que me brinde la vida en ese momento y ese lugar determinado, donde quiera que sea y cuando sea, igual que debéis hacer vosotros, sí, los que habéis llegado hasta el final de mi largo post, ¡aprovechad al máximo cada momento y cada etapa de vuestras vidas!

Gracias a Jose Aguilar por darme la oportunidad de compartir mi experiencia. Espero que pueda servir de ayuda, o incluso de motivación o inspiración para otras ingenieras e ingenieros. Y si no es así, espero que al menos sea una lectura entretenida que os dibuje una sonrisa.

Núria Ferrés Amat

Núria Ferrés Amat

Núria Ferrés Amat es Ingeniera de Caminos, Canales y Puertos por la Universidat Politècnica de Catalunya, Master of Public Works (Infrastructure Management) por el Illinois Institute of Technology. Actualmente está trabajando en Chicago.

50 comentarios

Responder a Núria Ferrés Amat Cancel reply

  • Núria gràcies per compartir amb tots nosaltres la teva gran experiència! Al llarg de la teva esplèndida narració he viscut el teu trosset de vida a Chicago! Precioses les fotos! Endavant i molta sort!!!!

  • Es molt bonic , interessant, descriptiu i exemplar el contingut d’aquest article. Estic segur que seguiras triomfant com fins ara en la teva vida i en l’exercici de la nostra carrera. Enhorabona

    • Moltíssimes gràcies! Poc a poc anem avançant, però encara em queda molt per aprendre i per recórrer per tal d’arribar a ser una gran persona i professional com ho ets tu. Gràcies!

    • Núria es una passada el que vius! Quin tros de camí has fet des de que ens vam conèixer a Aina. Et desitjo lo millor i espero que obtindràs el visat. Molt sort Núria

  • Nuria, tu esfuerzo ha dado su fruto.
    Me alegro q esta aventura q estás viviendo y disfrutando t haga feliz.
    Gracias x compartir tu experiencia.

  • Quina historia tan fantàstica i quin somni més real!
    Que bonic el que escrius i que cofada em sento de pertànyer als qui estimes i trobes a faltar.
    Gaudeix cada moment i no deixis de ser mai tu, perquè allà on siguis triomfaras i nosaltres t’aplaudirem.
    Benvolguda enginiera, benvolguda Núria, estimada neboda… enhorabona per portar les nostres arrels i la nostra identitat amb èxit tan lluny!!!

  • Emocionat relat!
    Tens q mantenir el blog actiu. M encanta el final… «aprovechad el monento y cada etapa de la vida»
    Gracies per compartir, teniu molt merit
    Salud y força
    Pep

  • Nuria, gràcies per compartir aquesta part important de la teva vida.
    Llàstima que hagi de ser tan lluny, pero per això la fa tan interessant.
    Pots estar molt contenta fins on has arribat.
    Espero que aquesta sigui una primera part i que segueixis explicant més coses.
    Felicitats i molta sort!!

    • Només sento admiració per el que fas i tencoratjo a seguir endevant. Es un escrit molt real i amb molt sentiment. Res t’aturarà Núria F.A. !! Ptnets

      • Quina il·lusió el teu comentari, Anna! Moltes gràcies per llegir l’article i per les teves paraules. Un petó!

    • Sí, realment és lluny i trobo a faltar la meva Barcelona, però estic aprenent moltes coses en aquesta aventura a l’estranger. Moltes gràcies M.Àngels! Petons!

  • Núria, la teva germana Elvira m’ha passat el link. M’ha encantat llegir-ho. Enhorabona per aquesta aventura tan enriquidora que estàs vivint! No és fàcil obrir-se camí lluny de «casa» i dels teus, i es veu que tu ho estás aconseguint amb èxit i gaudint-ho!! Me’n alegro molt! A casa segur que estan tots ben orgullosos! Cuideu-vos molt!!

    • Laura, moltes gràcies per les teves paraules. Intento aprofitar al màxim aquesta aventura a l’estranger! Cuideu-vos molt vosaltres també!

  • Nuria, me siento feliz de haber leido todo lo que nos has contado, pues pienso que sabes muy bien donde quieres llegar, y te deseo que consigas tus propositos, muchas felicidades, un besote fuerte

  • Núria, et felicito per la teva empenta i se que has pres dificils i alhora encertades decisions. Viure l’experiència que estàs tenint és molt difícil i t’ho dic per experiència pròpia. Els tres anys que vaig treballar a Brussel·les van ser durs, interessants, enriquidors i bonics i en guardó molts bons records. Em sento molt orgullós de tu. Et desitjo el millor i molta sort en el sorteig que pot condicionar el teu futur,m. Un petó

    • Jordi, com tu dius, no sempre és fàcil emprendre una nova etapa a l’estranger, però igual que vas fer tu a Brussel·les, intento aprofitar al màxim l’experiència i aprendre de cada moment. Moltes gràcies! Un petó

  • Enhorabuena por el post Núria. Gracias por compartir tu experiència. Espero que sigas disfrutando de Chicago! Un besazo bien grande.

  • Nuria:
    Molt bonic i a l hora emocionant
    Si em dones permís el linkare als responsables institucionals de l escola per si tenen a be, publicat-lo a la web de l escola o fer-ne una ressenya al canal camins
    Desitjo que tot segueixi tant bé!
    I jo també vaig estar molt contenta de veure’t

    • ¡Moltíssimes gràcies Miriam! Sí, pots passar el link sense cap problema. ¡Que vagi tot molt bé, una abraçada!

  • Hola Núria!!
    Quin relat més precios i emotiu.
    Desitjo que els teus somnis es facin reals
    I que aquesta gran experiencia la gaudeixis
    molt.
    Petons i abraçada
    Pepa

  • Muchas gracias Nuria por tu artículo . Rellena este magnífico cuaderno de bitácora que es el caminahora.com !!

    • Muchas gracias por leer el artículo y por tus palabras, Jorge. Realmente son muy interesantes todas las historias y experiencias que se recogen en caminahora.com.

  • Gràcies Núria per l’article.
    Quina experiència tan gran! Moltes felicicitats!
    Me’n alegro molt i et desitjo lo millor.
    Petons

  • Hola Núria!
    M’ha emocionat molt llegir el teu article i veure com has lluitat per arribar tan lluny. Espero que tinguis molta sort en tot allò que encara ha de venir.
    Una abraçada molt forta!!

    Gemma

    • Gemma,
      Quina il·lusió el teu comentari i quina alegria saber que ho has llegit. En part és gràcies a totes les persones que formen part de la meva vida, ja siguin amics, família o professors, que he pogut arribar fins aquí. Encara queda molt per fer i molt per recórrer, però vaig avançant poc a poc.
      Espero que vagi tot molt bé. Una abraçada ben forta!!

  • Que alegria Nuria, después de mucho tiempo pasado, tener noticias tuyas, gracias a Pilar Anguiano,que me puso un correo y me nvitó a entrar en esta pagina, me ha hecho mucha ilusión leer tu articulo ya que en él he podido enterarme de tu situación actual.FELICIDADES. ya desde pequeña demostrabas un gran estilo de niña responsable y aquí están los resultados.
    Ánimo y adelante, yo también te recuerdo mucho y te sigo queriendo como la alumna encantadora que tuve en Ganduxer..
    Un abrazo lleno de cariño y recuerdo.